Abuelos

No soy amigo de protocolos, costumbres ni ritos, pero con el paso de los años, tengo que reconocer que las celebraciones son importantes. Los aniversarios de más de dos decenas son casi siempre melancólicos pero necesarios.

¿Cuántas veces, sólo gracias a la liturgia del calendario que rige la sociedad, se impide que el más negro de los olvidos cubra definitivamente lo sucedido?

Los hechos que suceden durante nuestra vida, nos influyen directamente, pero también lo hacen los que ya eran historia cuando nacimos.

Ya era historia la guerra civil española (1936-1939) cuando yo nací, un cuarto de siglo después. Y entonces, como ahora ochenta años después, la memoria de aquellos sucesos estaba todavía ahí afectando el recuerdo de la mayoría, aunque no los viviéramos.

Ese influjo, que no juzgo, es el que me lleva hoy, precisamente hoy quince de agosto, a dedicar un rato a escribir estas letras.

Ramón, Gertrudis y Jose Manuel

Gertrudis, Ramón  y Jose Manuel

Apenas nunca antes lo hice…. ¡Qué pena haber perdido la ocasión de preguntar más por mis abuelos paternos a mis mayores! Si, los de aquella foto en blanco y negro de la cómoda del dormitorio de nuestros padres… Ahora ya no los tenemos. Sólo a mi tía, protagonista centenaria y con grandes lagunas de memoria (precisamente).

No se hablaba de ello. Y supongo que inconscientemente fuimos enseñados de igual manera. ¿Qué fue de ellos? … Murieron en la guerra… ¿Pero?….

Se les aplicó el “bando de guerra”. A mis abuelos. En La Línea de la Concepción en donde vivían y trabajaban desde hacía casi diez años, hace justamente ochenta, era sábado y fiesta, la Asunción de la Virgen. Tenían apenas los cuarenta él, y treinta y cinco ella,….y un niño de ocho. Ramón era Administrador de Correos y Gertrudis Maestra Nacional.

Hoy los recordamos.

Fueron personas especiales. Todos los abuelos lo son para sus nietos. Siempre nos hemos sentido muy orgullosos de ellos. Y a pesar de las dificultades que el tiempo impone al conocimiento de los hechos y de la vida de las personas al cabo de los años, nos empeñaremos en averiguar como fue su vida, la corta y truncada vida de una maestra nacional y un funcionario de Correos. Mis abuelos.

Anuncios

Acerca de lagarto astuto

Inquieto e interesado en casi todo...
Esta entrada fue publicada en Historia y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Abuelos

  1. mntxka dijo:

    Una historia terrible de la que ya conocía algo. Tal vez has sido demasiado prudente en no mencionar los detalles de su asesinato. Creo que estas cosas deben conocerse en toda su crudeza para que no vuelvan a pasar. Un abrazo

    • Llevas razón. Habrá tiempo. De todas formas, me interesa sobre todo investigar sobre el carácter de ellos, su formación y sobre todo su compromiso en la sociedad linense de aquella época. La Linea por sus características tan singulares, sobre todo su contacto con Gibraltar, destacaba especialmente en el panorama gaditano y andaluz, por su dinamismo y modernidad. En fin, estamos en ello…

  2. ALICIA IGLESIA MEDINA dijo:

    !! Un recuerdo muy bonito, hermano!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s